30.1.13

Pero, pero, pero... Pero nada.

Te lo dije, ¿còmo estaba la luna la noche de ayer? Cariño, cariñito.  Asì como te gusta que me retuerza de coraje de que mi jodido latte tiene una inmensa burbuja que lo arruina. Asì como te gusta largarte dramáticamente de los lugares y que yo vaya a tu encuentro y sonrías por dejarme haciendo el ridículo delante de toda la gente que me veìa como el malo "que hizo que se fuera". Asì como te gusta darme todos los besos mientras duermo. Asì como te gusta decir "nosotros" y que yo ni abra la boca para hacértelo saber. Asì como le tiras piedras y fuego y mierda a los que tratan de joderme. Asì como Mua y otro Mua y un costal de Mua's por cada babosada que hago o cada escenita que te aguanto o cada lo que sea. Aquì mismo va otro MUA. Uno gigantesco por ponerte en evidencia, de que pudiera ser que no tan en lo profundo, te gustan mis letritas y lo que alcanzo a decir con ellas. Escribir.

Asì como a mi me gusta que me des batalla, guerra, nunca tregua. Nunca paz, nunca estados neutrales, nunca mentiras, nunca una bola de mascaras. Asì como me gusta y me regusta y me recontragusta que sigas bailando por la casa entre punta y punta, que me tires al demonio y siempre a la misma hora me vuelvas a levantar. Asì como a mi me gusta que el alcohol te ponga en ese punto de lo vulgar y lo adorable. En ese punto de lo absurdamente irresistible. Asì, cariño, como a mì me gusta que tomes mis fantasmas y soples y se cierre el telón de golpe. Asì como cada vez que tengo que decirte que no, que no te quiero pero que cuando no le encuentro sentido a nada, cariño, eres la mejor forma que conozco de destruirme. Asì.