17.6.14

Röntgen y la mano de su mujer.


Eres una terrible alumna, ¡¿qué te crees?! si vienes y me enseñas de tetas,vida, pierna, amor y amargura.
Si te llamas luna, miedo, vuelo y pesadilla.
Si eres de mi vida un motor absurdo de contrariedades y celos a mares.
Si me enseñas a quedarme en vez de aprender a irte.
(Si me enseñas a quedarme en vez de aprender a irte.)
(Si me enseñas a quedarme en vez de aprender a irte.)
(Si me enseñas a quedarme en vez de aprender a irte.)

¿Es justo?
 Que te autonombres el rayito de sol que alumbró el pantano, la cueva y el centro de la tierra.
Que bailes en la lluvia, descalza y no te enfermes.
Que tomes de mi vaso y comas de mi plato y respires de mi herida.
Que cierres los ojos y veas más claro.
¿Lo es?

Yo me siento a unir todas las palabras que dices a diestra y siniestra.
Yo me siento y me derrito y me convierto en iceberg y hierro.
Yo me creo el centauro y minotauro del cuento de amor.
Yo me creo el teniente, el cimiento, el guerrero.
Yo.

Yo que soy tu triste laberinto, tu eterno pony volador.

((Debajo de la piedra dejé un anillo//
Le pido matrimonio en aquél columpio))