20.8.14

Bitácora de la inutilidad.

Sí me gusta mi trabajo, y la luna cuando se ve naranja. Y tus pies y el pie de limón. Y tus besos y mis juegos de palabras que no te causan gracia. Y me gustan las nubes, tanto que a veces ya me quiero morir para irme directo a brincar de nube en nube. Y no me gusta que cuando digo esto, tú te ríes y me dices cruelmente que yo me voy a ir al infierno. Aunque haga servicio comunitario y vaya a misa cada vez que se te antoja mamarmela.


También me gustan los caballos y tus pijamas, y las naranjas. Y oler a naranja con madera y que me llames loco y vulgar. Y que te acurruques, y que la tv sea un mundo por descubrir, igual que tus ojos. Y me gusta mucho la pizza y las torres de basura organizada que tenemos. Y tu coño pero no lo describo por que es mi secreto. Y tu cuello porque es prohibido. Y las crayolas y que el mundo no se haya acabado en el 2000 y que no tengamos autos voladores. Y las velas que huelen a vainilla, los dulces que huelen a vainilla y la vainilla que huele a orgasmo.


Y me gusta también ir al cine y pelearme contigo 2 minutos antes de la función y extrañarte durante una hora y media. Y me gusta la vida y me gusta la lluvia y el huracán que eres. Y me gusta gustarte...

Enviado desde mi Windows Phone