14.10.18

Con tus manos Parte I

Quiero las llaves de tu auto para irme en él al carajo cuando todo me importa más que tú. Y quiero sacarte los ojos cuando olvido que no soy la única mujer en la tierra. Y amarrarte y guardarte en un cajón para cuando me aburra. Y llamarte idiota y llamarte imbécil y llamarte mío. Y gritarte que no me importa si te vas, que así es la vida, que no es para tanto. Y mentir, mentir hasta que se te aplaste el cora y mirarte tan pequeño, tan vulnerable, tan bobo y tan perdido sin mí, que yo no pueda irme nunca. Quiero cortarte los dedos cuando pienso que no soy el primer cuerpo que tocas. Quiero arrancarte los huevos cuando pienso en que quizás no sea el último. Y besarte y morderte, lamerte y pegarme tanto a tu cuerpo que te confundas y creas que soy parte de ti. Que soy la extensión de tus brazos y piernas, que soy un pulmón, que soy tu cerebro y tu corazón. Quiero que nada me importe y cumplirte tus sueños y ser tu bolita de ping pong. Y a la mañana siguiente dejarte muy solo a ver si me extrañas o a ver si yo no. Y verte llorar a lo lejos y gritarte "vas a estar bien, campeón" y romperme a pedazos porque tú eres mi mundo y quizás yo ya no. Mi pequeño búfalo, tonto tan torpe, tan guapo, tan mío y de nadie, tan triste, tan solo, tan todo, quiero, te quiero, nos quiero. 

S.T.

4.10.18

C19H28O2

Ojala nunca me alcanzaran los monstruos, y pudiera cerrar mis manos en las tuyas y dejarlo todo ir. Ojala nunca me alcanzara el pasado, nunca me alcanzaran mis fracasos, los nunca aprendes, los otra vez el mismo cansancio. Ojala fueras un costalito sin fondo de amor, de calma, de todo lo que me hace falta para no ser tan bruto. Ojala yo no fuera todo lo que he sido a veces, ojala no fuera ni la sombra, ojala pudiera regresar el tiempo, 5 minutos, media hora. Y besarte, comerte, y no quebrarme, y no petrificarme, y no quedarme flotando en el limbo de la imbecilidad. Ojala encuentres el camino y la forma, ojala tomes mi mano, ojala aprietes mi existencia y no la dejes ir si no es contigo. Ojala puedas. Ojala alguien te hubiera dicho, ojala algo. Nunca hay vuelta atrás. Nunca la hay. Lo lamento.
S.T.

30.9.18

Fracciones

Si me dieran una moneda por cada vez que he imaginado nuestra vida juntos: 
las fotografías familiares, las cenas, el café, las prisas, el "te tocaba la cama". 
Las innumerables veces que me he dicho lo poco que necesito <<todo lo demás>>,
ahora que te tengo conmigo.
-Una moneda- por cada coincidencia que ha habido en mi vida,
para llegar a este momento. 
-Una moneda, un centavo, una nada,- por cada falla que me ha vulnerado, 
por cada intento por no rendirme, -un cacahuate- por cada vez que me senté a esperarte
y no llegabas, por estar ocupada buscándome en donde no era. 
Si me dieran, cariño mío, apenas un billete por cada cerrar de ojos, por cada suplicar. 
Si tù misma pudieras entender este andar errante,
el hueco en el pecho, el dolor fantasma...
  (opulencia)


13.9.18

Honey.

 

No sabes las ganas que tengo de abrazarte y romperme, justo ahí en tus brazos.

(((Llorar un mar, hasta el cansancio.)))

Vaciarme y llenarme de todo el amor con el que a veces -siempre- me ves. 

Romperme, hacerme más cachitos de los que ya soy.

Que dediques tu vida a unirlo todo de nuevo.

Llorar porque llegaste, llorar porque lo logramos, llorar porque dolió,

llorar porque ya no importa, llorar porque ya nada importa.

Llorar por llorar, reír, amar, brincar, y romperme, otra vez, una vez más,

para que no puedas ir a ninguna parte sin mis fragmentos.

(((Sin mis dedos, mi boca, sin mis pestañas, sin mi nostalgia.)))

Siempre romperme porque tus manos logran curar todo,

siempre romperme porque quiero ser tu rompecabezas favorito,

siempre romperme porque te sorprendería lo pequeño que puedo llegar a ser.

 

S.T.

9.9.18

Cuarto Rojo Parte I

Te digo que no soy yo, mira, yo soy un ogro terrible y grande. Feo, debes temblar, correr. Ahora.
-Te digo que eres bobo, este eres tù (y ella pone su mano en mi pecho) . Luego me llama necio, me besa y me dice cuánto me ama. Y juega conmigo a que somos los reyes del mundo, y yo le digo que en verdad lo somos y que creo que no existe nadie que se ame tanto como nosotros, o nadie que rìa tanto, confíe tanto, todo tanto como nosotros. Nadie. Luego me mira fijamente -como quién va a decirte el secreto màs enorme del mundo-, me mira y me dice muy bajito "No tengo idea de que estabas diciendo."

26.8.18

Mitades

Cuando todo era gris. 
Y el tiempo era una guillotina. 
Y la vida pesaba, asfixiaba y dolía. 
Cuando todo era un arder en preguntas, y perseguir lo invisible. 
Cuando todo era caos, hartazgo y rutina. Cuando no estabas, cuando no habías llegado, cuando nadie me había curado.
Cuando no había nosotros, cuando no había tu boca y tus manos. 
Cuando el mundo se paraba, cuando la guerra y el llanto. Cuando el impulso.
Cuando mejor-me-rindo. 
Cuando me-he-cansado-ya-de-esperar. 
Cuando abrí los ojos y ahí estabas.

S.T.

18.8.18

Eternidades Parte I

Supongo que amar también es que te duela la barriga de tanto reír y la boca de tanto besar. 
Y que todas las canciones se conviertan en vals, y toda la mierda en oro y todo el pasado en área verde. Supongo que amar también es cuidarse uno mismo para cuidar al otro. Y quedarse quieto un minuto cuando las dudas aparezcan y dejar que se vayan. Y cerrar los ojos, y llorar y llorar y llorar y luego agradecer. Y abrazar, y extrañar y aprender. Y morder, cantar, brincar. ¡Joder! Que amar es vivir.
S.T.