11.2.14

Fresas con paja.

¿A qué sabe soltarte la mano un fin de semana? ¿A qué sabe colgarme mil santos para ganarme tu confianza?
Me pienso, yo pienso qué coño, qué humor, qué carita, que labios, qué porte, semblante, sembrando semillas siempre cantando. 
Qué ganas de quedarme, quedarte, quedarnos y no matarnos, morirnos ni odiarnos.
 Juro por mis colmillos sacarme un ojo y después el otro, caminar por el fuego, no andar con rodeos, no miento, no mientas, no mientes. 
Yo te amo y tú me algo. Nosotros nos todo. 
Tú y tu mano y tu ojo izquierdo y mi corazón, el necio, el toro, el empolvado. 
Tú y todo lo que gira y baila con tu aroma, con tus pasos. 
Tú y mis malos, terribles, quelastima de versos y prosas y todo a la media. Yo y mis razones sobradas, mis daños, mi asfixia por nada.
 Yo y mi cabeza siempre tan cuadrada.
¿ A qué sabe esperarte? ¿A qué sabe domarme?